National Kidney and Urologic Diseases
Information Clearinghouse (NKUDIC)

A service of the National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK), National Institutes of Health (NIH)

apples walking checkup

Lo que usted debe saber sobre los problemas de la próstata

(What you need to know about prostate problems)

En esta página:

¿Qué es la próstata?

La próstata forma parte de los órganos reproductores del hombre. Tiene aproximadamente el tamaño de una nuez y rodea la uretra, el tubo ubicado justo debajo de la vejiga.

La uretra tiene dos funciones. La primera es pasar la orina desde la vejiga al orinar. La segunda es pasar el semen durante el orgasmo sexual o eyaculación. El semen es una mezcla de esperma y líquido producido en la próstata.


Ilustración del tracto urinario masculino en la que se señala la próstata, la uretra y la vejiga.
El tracto urinario masculino. La próstata rodea la uretra, el lugar por donde sale la orina de la vejiga.


[Volver Arriba]



¿Cuáles son los problemas de la próstata?

En los hombres menores de 50 años, el problema más común de la próstata es la prostatitis.

En los hombres mayores de 50 años, el problema más común de la próstata es el agrandamiento de la próstata. Esta afección también se conoce como hiperplasia prostática benigna (benign prostatic hyperplasia o BPH por sus siglas en inglés). Los hombres mayores también corren riesgo de desarrollar cáncer de próstata, pero esta enfermedad es mucho menos común que la BPH. El Instituto Nacional del Cáncer (National Cancer Institute) ofrece más información sobre el cáncer de próstata.


Ilustración de un hombre asiático de mediana edad y un hombre asiático joven sentados en la sala de espera del consultorio médico.
En los hombres más jóvenes, el problema más común de la próstata es la prostatitis. En los hombres mayores, es el agrandamiento de la próstata.


[Volver Arriba]



¿Qué es la prostatitis?

Prostatitis quiere decir posible inflamación o irritación de la próstata. Si usted tiene prostatitis, podría presentar uno o más de los siguientes síntomas:

  • ardor al orinar
  • ganas de orinar con más frecuencia
  • fiebre
  • cansancio

La inflamación de cualquier parte del cuerpo por lo general es una señal de que el cuerpo está combatiendo gérmenes o reparando una lesión. Algunos tipos de prostatitis son causados por bacterias, que son organismos diminutos que pueden causar infección o enfermedad. Si usted tiene prostatitis bacteriana, el médico puede observar bacterias al examinar una muestra de su orina en el microscopio. Después, el médico puede darle un antibiótico, un medicamento que destruye las bacterias.


Ilustración de un profesional de atención médica observando a través de un microscopio.
Si usted tiene prostatitis bacteriana, el médico puede observar bacterias al examinar una muestra de su orina en el microscopio.


Los médicos por lo general no encuentran bacterias en los hombres con prostatitis. Si tiene problemas urinarios, el médico buscará otras posibles causas, como una piedra en el riñón, o cáncer.

Si no se encuentran otras causas, el médico podría determinar que usted tiene una afección llamada prostatitis no bacteriana.

Es posible que tenga que trabajar junto con el médico para escoger el mejor tratamiento para usted. Quizá le ayude cambiar el régimen alimenticio o darse baños tibios. Es posible que el médico le de una medicina llamada bloqueador alfa para relajar el tejido muscular de la próstata. No hay una solución unica que sea eficaz para todos los que tienen esta afección.


Ilustración de un médico y un paciente conversando.
Trabaje junto con el médico para escoger el mejor tratamiento para usted.


[Volver Arriba]



¿Qué es el agrandamiento de la próstata, o BPH?

Si usted es hombre, tiene más de 50 años y ha comenzado a tener dificultad para orinar, esto puede deberse a un agrandamiento de la próstata, o BPH. A medida que los hombres envejecen, la próstata sigue creciendo. Mientras ésta crece, oprime la uretra. Como la orina pasa de la vejiga a través de la uretra, la presión causada por la próstata agrandada podría afectar el control de la vejiga.

Si usted tiene BPH, quizá presente uno o más de los siguientes problemas:

  • Una necesidad frecuente y urgente de orinar. Es posible que deba levantarse varias veces por la noche para ir al baño.
  • Dificultad para iniciar el chorro de orina. Aunque usted sienta que tiene que llegar al baño con urgencia, le cuesta trabajo comenzar a orinar.
  • Un flujo de orina débil
  • Una cantidad pequeña de orina cada vez que va al baño
  • La sensación de que todavía tiene que orinar más, aunque acabe de haber orinado
  • Goteo de orina
  • Cantidades pequeñas de sangre en su orina

Apenas podría darse cuenta de que tiene uno o dos de estos síntomas, o podría sentir que los problemas para orinar controlan su vida.


Ilustración de un hombre africanoamericano levantándose de la cama debido a la necesidad de orinar con frecuencia por la noche.
Orinar con frecuencia por la noche puede ser una señal de una próstata agrandada.


[Volver Arriba]



¿La BPH es señal de cáncer?

No. Es cierto que algunos hombres que tienen cáncer de próstata también presentan BPH, pero eso no significa que las dos afecciones estén siempre relacionadas. La mayoría de los hombres que padecen BPH no desarrollan cáncer de próstata. Sin embargo, como los síntomas iniciales son iguales en ambas afecciones, usted debe consultar al médico para que evalúe estos síntomas.


[Volver Arriba]



¿La BPH es una enfermedad grave?

La BPH por sí sola no es una enfermedad grave, a menos que los síntomas sean tan molestos que no le permitan disfrutar la vida. Pero la BPH puede llevar a problemas graves. Uno de ellos es la infección de las vías urinarias.

Si usted no puede orinar en absoluto, debe buscar atención médica de inmediato. A veces pasa esto súbitamente cuando los hombres se toman una medicina de venta libre para la alergia o resfriado.

En ocasiones poco comunes, la BPH y los problemas constantes que causa al orinar pueden conducir a daño de los riñones.


[Volver Arriba]



¿Qué pruebas realizará el médico?

Varias pruebas ayudan al médico a identificar el problema y elegir el mejor tratamiento.

  • Tacto rectal. Por lo general, este examen es la primera prueba que se realiza. El médico introduce un dedo enguantado en el recto y palpa la próstata, que se encuentra justo enfrente del recto. Este examen le da al médico una idea general del tamaño y condición de la próstata.
  • Prueba de sangre. Puede ser que el médico quiera hacerle una prueba de sangre para detectar el antígeno prostático específico (prostate-specific antigen o PSA por sus siglas en inglés). Un nivel alto de PSA puede ser una señal de cáncer de próstata. Sin embargo, esta prueba no es infalible. Muchos hombres con niveles altos de PSA no tienen cáncer de próstata.
  • Imágenes radiográficas. Es posible que el médico quiera tomar una radiografía o una ecografía de la próstata. La pielografía intravenosa (intravenous pyelogram o IVP por sus siglas en inglés) es una radiografía de las vías urinarias. Para la IVP, se inyecta un colorante de contraste en una vena. Luego, cuando el colorante sale de la sangre y entra a la orina, se lo puede observar en la radiografía. En la ecografía rectal, se introduce una sonda, o catéter, en el recto para enviar ondas sonoras que rebotan de la próstata.
  • Uroflujometría. Le pueden pedir que orine dentro de un aparato especial que mide la rapidez con que fluye la orina. Un flujo reducido puede indicar BPH.
  • Cistoscopia. Otra manera de identificar un problema desde el interior consiste en utilizar un cistoscopio. El cistoscopio es un tubo delgado que tiene lentes como un microscopio. El tubo se introduce en la vejiga a través de la uretra mientras el médico mira por el cistoscopio.

Ilustración del interior de la uretra, vista a través de un cistoscopio. Las paredes de la uretra están cerradas entre sí, dejando poco espacio para que la orina fluya.
Una próstata agrandada vista a través de un cistoscopio desde el interior de la uretra.


[Volver Arriba]



¿Cómo se trata la BPH?

Hay varios tratamientos disponibles. Trabaje junto con el médico para escoger el mejor tratamiento para usted.

  • Expectación vigilada. Si los síntomas no lo incomodan demasiado, quizá decida vivir con ellos en vez de tomar pastillas todos los días o tener cirugía. Pero debe hacerse chequeos periódicos para asegurarse de que su afección no esté empeorando. Si opta por la expectación vigilada, puede estar listo para escoger un tratamiento en cuanto lo necesite.
  • Medicinas. En los últimos años, los científicos han desarrollado varias medicinas para reducir o relajar el tamaño de la próstata, con el fin de que no obstruya la abertura de la vejiga.
  • Procedimientos no quirúrgicos. Se han desarrollado varios instrumentos que permiten al médico extirpar partes de la próstata durante un procedimiento no quirúrgico. Por lo general, estos procedimientos se pueden realizar en una clínica u hospital sin que el paciente tenga que ser internado. Los procedimientos se efectúan por vía transuretral. Esto significa que el médico llega a la zona a través de la uretra. El médico usa tubos delgados colocados a través de la uretra para administrar calor controlado a zonas pequeñas de la próstata.

    Se puede aplicar un gel (pomada) en la uretra para evitar dolores o molestias. No es necesario administrar fármacos para adormecer al paciente. Varios procedimientos transuretrales se usan para el tratamiento de la BPH:
    • Vaporización fotoselectiva de la próstata (photoselective vaporization of the prostate o PVP por sus siglas en inglés): destruye el exceso de tejido prostático que interfiere con la salida de orina del cuerpo, por medio de un rayo láser controlado dentro de la próstata.
    • Incisión transuretral de la próstata (transurethral incision of the prostate o TUIP por sus siglas en inglés): ensancha la uretra al realizarse cortes pequeños en el cuello vesical, donde la uretra se une con la vejiga, y en la misma glándula próstata.
    • Termoterapia transuretral por microondas (transurethral microwave thermotherapy o TUMT por sus siglas en inglés): destruye el exceso de tejido prostático usando una sonda en la uretra para administrar microondas.
    • Ablación transuretral con aguja (transurethral needle ablation o TUNA por sus siglas en inglés): destruye el exceso de tejido en la próstata con calor producido electromagnéticamente al usar un dispositivo tipo aguja en la uretra.

    Ilustración de la sección transversal de la próstata, vejiga y uretra. Un catéter para termoterapia transuretral por microondas (TUMT, por sus siglas en inglés) está en la uretra. El catéter se extiende hacia dentro de la vejiga. Un globo pequeño inflado cerca del final del catéter lo mantiene en su lugar. Las líneas curveiformes representan los microondas que emanan del catéter y viajan a través de la próstata. Se señala el catéter TUMT, los microondas y la próstata.
    En la TUMT, parte de la próstata se calienta con microondas.


  • Tratamiento con cirugía. Se puede hacer una cirugía para quitar un trozo de la próstata a través de la uretra o se puede hacer una cirugía abierta. En la cirugía abierta, es necesario cortar a través de la piel que se encuentra encima de la base del pene. Es posible que el médico recomiende la cirugía abierta si la próstata se encuentra muy grande. La cirugía más común se llama resección transuretral de la próstata (transurethral resection of the prostate o TURP por sus siglas en inglés). En la TURP, el cirujano introduce un tubo delgado por la uretra y observa la zona con un cistoscopio a medida que va quitando trozos de la próstata con un asa de alambre. Tanto la TURP como la cirugía abierta requieren anestesia general y hospitalización.

[Volver Arriba]



¿La TURP es lo mismo que extirpar la próstata?

No. La TURP y otros procedimientos para la BPH extirpan suficiente tejido para aliviar la obstrucción urinaria. En pocos casos, la próstata puede seguir creciendo y los problemas urinarios se vuelven a presentar. Debe seguir haciéndose chequeos de la próstata una vez al año, incluso después de la cirugía, para estar seguro de que no hay desarrollo de BPH o cáncer de próstata.

El procedimiento para quitar toda la próstata se llama prostatectomía. Generalmente sólo se realiza para detener la propagación del cáncer de próstata.


Ilustración de un médico realizando una resección transuretral de la próstata (TURP, por sus siglas en inglés). Una toma agrandada muestra una vista microscópica de un asa de alambre cortando tejido de la próstata.
En la TURP se usa un asa de alambre para quitar trozos de la próstata.


[Volver Arriba]



¿Cuáles son los efectos secundarios de los tratamientos para la próstata?

La cirugía para la BPH puede tener un efecto pasajero en la función sexual. La mayoría de los hombres recupera la función sexual completa al año después de la cirugía. El tiempo de recuperación exacto depende del tipo de cirugía y de cuánto tiempo se hayan presentado los síntomas antes de la cirugía. Después de la TURP, a algunos hombres no les sale semen del pene durante el orgasmo. En lugar de salir por el pene, el semen se va hacia atrás, a la vejiga, esto se conoce como eyaculación retrógrada. A veces se puede tratar esta afección con un medicamento que ayuda a mantener la vejiga cerrada. Es posible que un proveedor de atención médica especialista en problemas de infertilidad le pueda ayudar si la eyaculación retrograda representa un problema para las parejas que están tratando de concebir.

Si presenta algún problema después del tratamiento para una afección de la próstata, hable con el proveedor de atención médica o el personal de enfermería. Los problemas de erección y la falta de control de la vejiga se pueden tratar. Es muy probable que usted pueda obtener ayuda.

Si se le extirpa la próstata completamente para detener el cáncer, es más probable que presente problemas duraderos de tipo sexual y de control de la vejiga, como goteo de orina. Es posible que el médico use una técnica quirúrgica que preserve los nervios que rodean la próstata. Así podrá recuperar el control de la vejiga y la función sexual más fácilmente. Esta técnica no se puede usar en todos los hombres, pero sí se puede ayudar a la mayoría de hombres al usar otros tratamientos médicos.


[Volver Arriba]



Esperanza a través de la investigación

El National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK), que en español se llama Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales, lleva a cabo y respalda la investigación para encontrar tratamientos para los trastornos urinarios, incluidos la prostatitis y la BPH. El Programa de Tratamiento Médico de los Síntomas Prostáticos (Medical Therapy of Prostate Symptoms Program, MTOPS por sus siglas en inglés) está estudiando los resultados de la terapia médica usada en miles de hombres con BPH en varios centros de investigación de todo el país. El programa MTOPS proporcionará información importante sobre la eficacia y los efectos secundarios de los medicamentos que se están usando para tratar la BPH.

También se están realizando investigaciones para evaluar nuevos métodos para el tratamiento de la BPH con cirugía. El programa de Tratamientos Quirúrgicos Mínimamente Invasivos (Minimally Invasive Surgical Therapies, MIST por sus siglas en inglés) está estudiando la TUMT, la TUNA y otros tratamientos transuretrales para la BPH que por lo general no requieren de hospitalización. También se están planeando estudios para evaluar la eficacia del sabal (saw palmetto) y de otros remedios a base de hierbas para tratar esta afección.


Ilustración de una pareja feliz de un hombre y una mujer caucásicos caminando juntos.
Los problemas de control de la vejiga y del funcionamiento sexual se pueden tratar. Es muy probable que usted pueda obtener ayuda.


[Volver Arriba]



Cómo obtener más información

El National Kidney and Urologic Diseases Information Clearinghouse (NKUDIC), que en español se llama Centro Coordinador Nacional de Información sobre las Enfermedades Renales y Urológicas, ofrece dos hojas informativas sobre los problemas de la próstata. La primera, Prostate Enlargement: Benign Prostatic Hyperplasia, ofrece más detalles sobre la BPH. La segunda, Prostatitis: Inflammation of the Prostate, explica cuatro tipos de inflamación de la próstata. (Estas hojas informativas sólo están disponibles en inglés.) Llame al 1–800–891–5390 para hablar con un especialista en información del NKUDIC y solicitar ejemplares de las hojas informativas o usar nuestro catálogo en Internet.

También puede obtener más información de las siguientes organizaciones:

Nota: Algunas de las opciones para comunicarse con las siguientes organizaciones están disponibles solamente en inglés.

American Urological Association Foundation
1000 Corporate Boulevard
Linthicum, MD 21090
Teléfono: 1–800–828–7866 ó 410–689–3700
Fax: 410–689–3998
Correo electrónico: auafoundation@auafoundation.org
Internet: www.UrologyHealth.org leaving site icon

The Prostatitis Foundation
1063 30th Street, Box 8
Smithshire, IL 61478
Teléfono: 1–888–891–4200
Fax: 309–325–7189
Internet: www.prostatitis.org leaving site icon

Para obtener información sobre el cáncer de próstata, comuníquese con

National Cancer Institute (NCI)
Cancer Information Service
Teléfono: 1–800–4CANCER (1–800–422–6237)
TTY: 1–800–332–8615
Internet: www.nci.nih.gov es la página principal de NCI y www.cancernet.nci.nih.gov tiene materiales para profesionales, pacientes y el público (en español: www.cancer.gov/espanol)


[Volver Arriba]



Agradecimientos

Las publicaciones producidas por el Centro Coordinador son revisadas cuidadosamente por los científicos del NIDDK y por expertos fuera de la organización. El NKUDIC, desea agradecer a las siguientes personas que proporcionaron asesoramiento científico y editorial de esta publicación:

Toby Chai, M.D.
University of Maryland Medical System
Baltimore, MD

Nancy Mueller, R.N.
Oficina de Edward J. Mueller, M.D.
San Antonio, TX

Agradecemos también a la clínica gratuita Bread for the City en Washington, D.C., por facilitar con las pruebas de campo de esta publicación.


[Volver Arriba]




National Kidney and Urologic Diseases Information Clearinghouse

3 Information Way
Bethesda, MD 20892-3580
Teléfono: 1-800-891-5390
TTY: 1-866-569-1162
Fax: 703-738-4929
Correo electrónico: nkudic@info.niddk.nih.gov
Internet: www.kidney.niddk.nih.gov

El National Kidney and Urologic Diseases Information Clearinghouse (NKUDIC) es el Centro Coordinador Nacional de Información sobre las Enfermedades Renales y Urológicas, un servicio del National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK). Este Instituto forma parte de los National Institutes of Health, que a su vez dependen del Department of Health and Human Services de los Estados Unidos. Fundado en 1987, el NKUDIC proporciona información sobre las enfermedades del sistema renal y urológico a las personas con trastornos renales y urológicos y a sus familiares, así como a los profesionales de la salud y al público en general. El NKUDIC responde a preguntas, produce y distribuye publicaciones y colabora estrechamente con organizaciones profesionales, gubernamentales y de pacientes para coordinar los recursos sobre las enfermedades renales y urológicas.


Esta publicación no tiene derechos de autor. El NKUDIC otorga su permiso a los usuarios de esta publicación para que pueda ser reproducida y distribuida en cantidades ilimitadas.


Esta publicación puede contener información sobre medicamentos. Durante la preparación de esta publicación, se incluyó la información más actualizada disponible. Para recibir información al día, o si tiene preguntas sobre cualquier medicamento, comuníquese con la U.S. Food and Drug Administration (FDA). Llame gratis al 1–888–463–6332 (1–888–INFO–FDA), o visite su sitio web en www.fda.gov (en español: www.fda.gov/AboutFDA/EnEspanol). Consulte a su proveedor de atención médica para obtener más información.


NIH Publication No. 12–4806S
Noviembre 2011

[Volver Arriba]

Page last updated July 9, 2014


 

The National Kidney and Urologic Diseases Information Clearinghouse is a service of the National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases, National Institutes of Health.

National Kidney and Urologic Diseases Information Clearinghouse
3 Information Way
Bethesda, MD 20892–3580
Phone: 1–800–891–5390
TTY: 1–866–569–1162
Fax: 703–738–4929
Email: nkudic@info.niddk.nih.gov
Internet: www.kidney.niddk.nih.gov

Department of Health and Human ServicesThe National Institutes of HealthThe National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney DiseasesUSA.gov is the U.S. government's official web portal to all federal, state, and local government web resources and services. This website is certified by Health On the Net Foundation. Click to verify.

NIH...Turning Discovery Into Health ®

Privacy Statement | Disclaimers | Accessibility | PDF versions require the free Acrobat Reader click to view disclaimer page software for viewing.